Cirugía

Los pacientes del Hospital de Torrevieja esperan 96 días menos de media para ser operados que los del resto de hospitales públicos.

demora hospital torrevieja

Los pacientes del Hospital Universitario de Torrevieja han esperado una media de 31 días es decir, más de tres meses menos que los pacientes del resto de hospitales públicos de la Comunitat Valenciana para someterse a una intervención quirúrgica, según los datos oficiales del último corte de la Consellería de Sanitat Universal i Salut Pública relativos al mes de septiembre.

El pasado viernes, la Consellera Carmen Montón facilitó los datos correspondientes al tercer corte trimestral del año. Así, la demora quirúrgica media de los hospitales públicos de la Comunidad con corte en septiembre ha sido de 127 días, mientras que la demora media del Hospital de Torrevieja se ha situado en los 31 días. Estos datos reflejan el compromiso de la organización por mantener la demora quirúrgica por debajo de 60 días.

Cabe destacar que en el mes de septiembre siempre se experimenta un incremento en el tiempo medio de espera debido al descenso de la actividad quirúrgica programada que se produce durante los meses de verano por el periodo vacacional.

A pesar de ello, resalta que especialidades quirúrgicas como Dermatología, Ginecología, Oftalmología y Cirugía Vascular han tenido demoras todavía inferiores en el mes de septiembre, con  16, 19 20 y 16 días respectivamente.

Cabe recordar que el Programa de Cirugía Mayor Ambulatoria de los hospitales ha permitido que alrededor del 70% de las intervenciones programadas de cirugía mayor hayan sido realizadas sin necesidad de que los pacientes pasen la noche en el centro después de ser intervenidos. Esta es una forma de asistencia moderna, eficaz y segura, que sólo es posible gracias a la aplicación de técnicas quirúrgicas y anestésicas excelentes, por parte de profesionales experimentados.

Todo esto repercute directamente en beneficio del paciente del Hospital de Torrevieja, que obtiene dentro del sistema sanitario público una respuesta ágil a sus problemas de salud, con menos demoras y esperas.

Datos de demora media quirúrgica septiembre 2016

Hospital de Torrevieja Hospitales C. Valenciana
Cirugía Ortopédica y Traumatología -COT 43 139
Cirugía Maxilofacial 37 163
Cirugía Plástica 29 135
Cirugía General 21 125
Cirugía Torácica 28 91
Dermatología 16 44
Ginecología 19 73
Oftalmología 20 114
Otorrinolaringología 33 99
Urología 29 97
Cirugía Vascular 16 213
DEMORA MEDIA TOTAL 16 213
La demora media es el tiempo promedio, expresado en días, que llevan esperando los pacientes pendientes de intervención, desde la fecha de entrada en el registro hasta la fecha final del periodo de estudio.

Cabe recordar que la Conselleria de Sanitat Universal i Salut Pública conoce en tiempo real gracias al Sistema online “Alumbra”, de gestión de la información, los principales indicadores de actividad y calidad de todos los departamentos de salud.

El Grupo Ribera Salud alaba el esfuerzo de la Conselleria por ofrecer datos reales con periodicidad trimestral y considera que sería muy útil para los ciudadanos que en aras de la transparencia se publicaran datos comparados de todos los departamentos públicos de salud, como ocurre en otras Comunidades Autónomas.

 

 

El Departamento de Salud de Torrevieja se anticipa al verano para prevenir enfermedades.

Habaneras01

Los servicios de otorrinolaringología y dermatología del Departamento de Salud de Torrevieja, informan acerca del cuidado y precauciones a adoptar con la llegada del periodo estival en relación a nuestros oídos y al cuidado de la piel, ya que son frecuentes las otitis o infecciones de la parte externa del oído, así como alteraciones cutáneas y otros problemas de la piel.

La prevención es la medida más recomendable para mantener sana nuestra piel y nuestros oídos. Además, resulta importante que, ante cualquier síntoma, acuda a su centro de salud más cercano con el fin de obtener un diagnóstico rápido que ponga fin a cualquier posible problema mediante el tratamiento adecuado para cada caso.
Los frecuentes baños en el mar y piscinas, y la humedad del ambiente, forman parte de los factores que contribuyen a que pequeños y mayores se vean obligados a acudir a su médico para tratar un fuerte dolor de oídos muy molesto para quienes los sufren. Aproximadamente un 60% de los casos corresponden a niños con edades comprendidas entre los 2 y los 12 años, cuyo conducto auditivo es más estrecho.
La otitis externa es un tipo de inflamación del oído que afecta al conducto auditivo externo, que es el tubo que va desde el tímpano hasta la oreja. A este tipo de otitis también se la conoce como “oído de nadador” y afecta tanto a niños como a adultos. Entre los factores que favorecen  el desarrollo de otitis externas se encuentran la humedad, la excesiva limpieza del oído, la manipulación con bastoncillos u otros instrumentos, heridas en el conducto, contacto con sustancias químicas irritantes como sprays de pelo, tintes y problemas de la piel del canal como eczema o dermatitis. Los pacientes diabéticos y con otras enfermedades, que producen una disminución de las defensas, tienen más posibilidades de desarrollar este tipo de infecciones.
La Dra. Marta Arroyo, especialista en otorrinolaringología y Jefa de Servicio del Hospital de Torrevieja advierte de la importancia de realizar una labor de prevención en pro de evitar este tipo de patologías, por ello, afirma que “debe evitarse la manipulación de los oídos con bastoncillos, prescindir de baños en zonas contaminadas, no realizar el lavado frecuente de los oídos con jabón y mantenerlos secos cuando sea necesario. Así, se pueden utilizar tapones de oídos para el baño, o bien secar el oído después del baño con una toalla o inclinando la cabeza a un lado, e incluso, utilizando un secador de pelo con aire templado”.
Más sobre las otitis
La otitis está producida por diversos gérmenes, que crecen en la piel del conducto auditivo externo, lo que provoca una inflamación con dolor intenso, sensación de taponamiento y sordera. Según la Dra. Arroyo “otro síntoma corriente es la otorrea, la supuración o salida de líquido o pus del oído; supuración que puede hacer que la audición se vea afectada de forma temporal. Por otro lado, también es habitual la sensación de ocupación del oído, por la inflamación del conducto que puede hacer que éste aparezca casi cerrado”.
El tratamiento para este tipo de infecciones debe tener un componente analgésico y antiinflamatorio para el control del dolor, y un antibiótico tópico aplicado dentro del oído con el fin de erradicar la infección. En algunos casos con gotas tópicas con ácido acético o compuestos bóricos será suficiente, en otros casos, el médico le recomendará compuestos con antibióticos con o sin corticoides.

Los expertos recomiendan que, durante al menos una semana, el enfermo siga con el tratamiento prescrito por su médico, evitando el contacto de los oídos con el agua y garantizando así que se produzca una óptima curación de la infección.
El sol y nuestra piel
El sol es imprescindible para la vida y tiene efectos beneficiosos sobre el organismo, pero también produce acciones negativas sobre él. En este sentido, es importante ser prudentes y exponernos al sol con moderación.

Los expertos informan de que ciertos lunares pueden malignizarse, es decir, evolucionar hacia un tumor denominado melanoma maligno. Los lunares pigmentados que corren mayor riesgo de transformarse en un tumor maligno son aquellos que aparecen en el nacimiento y que están presentes en una proporción de 1 cada 100 individuos.
El exceso de exposición al sol aumenta los riesgos de transformación de los lunares en cáncer, por ello el Dr. Navas recomienda “observar nuestro cuerpo de manera periódica para poder apreciar posibles cambios en el tamaño, bordes y superficie de los lunares; así, el sentido común ha de primar y, ante un lunar que sangra, aumenta de tamaño o cambia de color es importante acudir al médico de atención primaria para un diagnóstico inicial que pueda requerir el abordaje terapéutico de un especialista”.
Entre las principales consecuencias de una exposición excesiva a la radiación ultravioleta figuran el cáncer de piel, las lesiones oculares y el envejecimiento prematuro de la piel. Según la OMS, se estima que cada año se producen en el mundo 132.000 casos de melanoma maligno y mueren aproximadamente 66.000 personas por causa de éste y otros tipos de cáncer de piel.